Susana Balbo: la dama del vino

Como en ronda de brindis, nos metemos en un ping-pong de preguntas con Susana Balbo, icóno indiscutible de la enología argentina.


por ANA PAULA ARIAS
@anapaula_sommelier 


Susana Balbo es parte vital de la historia del vino en nuestro país. Fue la primera enóloga de Argentina y a lo largo de toda su carrera ha contribuido a transformar la viticultura mendocina. Actualmente se encarga de cosechar el fruto de todos estos años de trabajo: premios y reconocimientos para ella y sus vinos. 2022 fue un año excepcionalmente bueno, y por eso en Cusine la invitamos a responder un ping pong de preguntas vineras.



¿Tu primer recuerdo con el vino?

El primero lo tengo por dichos de mi madre: siempre cuenta que cuando tenía cuatro años, en una Navidad, me tomé todos los restos del espumante que estaban tomando ellos y terminé totalmente borracha. El otro, que tengo más presente, es de cuando iba a la escuela primaria. Cuando regresábamos a almorzar luego de la escuela la bebida era un vaso de agua con unas gotas de vino tinto, porque mi padre siempre tomaba Cabernet.


¿Lo mejor de la industria del vino?

Lo mejor de esta actividad, porque no me gusta llamarla industria, es sentir que pertenecemos a un mundo muy particular que está ligado con el disfrute, con la cultura y con una pasión: todos los que estamos ligados a esta actividad somos unos apasionados y sentimos un orgullo especial por lo que hacemos.



¿Un vino que jamás te animarías a hacer?

Jamás haría un vino defectuoso, que no tenga armonía, que no tenga balance, que no exprese adecuadamente la variedad y el terruño. Sería una falta de respeto al consumidor.


¿La mejor manera de tomar un vino?

La mejor manera de tomar vino es en compañía.


¿Una película para tomarse una copa de Susana Balbo Wines?

Cinema Paradiso, una película muy fuerte. La acompañaría con un Brioso.


¿Un libro para tomarse una copa de Susana Balbo Wines?

El fin es mi principio, un libro muy profundo.


***



El pasado 2 de diciembre, Nosotros Single Vineyard Nómade 2019 se coronó como el mejor vino argentino del año, encabezando el ranking con 99 puntos en el listado de los mejores 100 vinos argentinos del informe de James Suckling. El reconocido crítico estadounidense destacó la calidad de la cosecha 2019 y sostuvo que el vino itinerante de Susana Balbo “es el mejor representante del prodigioso éxito” que cosecharon los Malbec argentinos de dicha añada (el carácter excepcional de los vinos 2019 es un gran dato para tener en cuenta). En el mismo informe de James Suckling, otros cuatro vinos de la bodega se ubicaron en el top 100: BenMarco Expresivo 2020 (puesto n°15, con 96 puntos), BenMarco Sin Límites Gualtallary Malbec 2020 (puesto n°45, con 95 puntos), Susana Balbo Signature Limited Edition Torrontés de Raíz Naranjo 2020 (puesto n°64, con 95 puntos) y Susana Balbo Signature Brioso 2020 (puesto n°72, con 95 puntos). 



¿Un colega al que admires?

Son muchos, así que nombrar a uno solo sería injusto: José Galante, Ale Vigil, Mariano Di Paola, cuyos vinos son maravillosos, Mati Riccitelli, un joven con un gran futuro… son varios y muy buenos.


Si no te hubieses dedicado a esto ¿de qué trabajarías?

Sin dudas sería ingeniera nuclear o haría algo relacionado con la energía, la física.



¿Otro lugar fuera de Mendoza en el que te gustaría hacer vinos?

Volvería a los orígenes de mi familia, a Italia. 


¿Tu gran pasión después del vino?

Mi gran pasión después del vino es la lectura.


¿El vino más antiguo guardado en tu bodega?

Un Porto que me regalaron de 1935.


¿El vino que más orgullo te da haber hecho?

El Torrontés.


***



El amor de Susana por el Torrontés se remonta a principios de la década del 80, cuando dio sus primeros pasos en Cafayate, Salta. A partir de allí, siempre estuvo profundamente conectada con esa cepa. Actualmente, el porfolio de la bodega cuenta con blancos y rosados de extrema delicadeza y calidad que llaman la atención de los críticos del mundo.


En noviembre se presentó el último informe de vinos argentinos de la afamada revista estadounidense Robert Parker’s Wine Advocate. En este marco, una de las bodegas más destacadas fue Susana Balbo, con 20 vinos que superaron la barrera de los 90 puntos. Algunos de los que más se destacaron fueron el nuevo Susana Balbo Signature Limited Edition Blanco de Gualtallary 2021, con 95 puntos que lo convirtieron en el Torrontés mejor valuado de todo el informe; además, Susana Balbo Signature Barrel Fermented Torrontés 2021 y BenMarco Sin Límites Chardonnay 2021 fueron puntuados con 94; y los Susana Balbo Signature White Blend 2022 y Susana Balbo Signature Limited Edition Torrontés de Raíz Naranjo 2020, con 93+. La proyección internacional del Torrontés tiene que ver necesariamente con estos resultados que continúan poniendo en el mapa a nuestra cepa autóctona.



Como decimos, 2022 fue EL año para la bodega y para Susana Balbo, quien no paró de recibir reconocimientos. En julio recibió uno de los premios más relevantes del mundo del vino, el International Wine Challenge (IWC) Lifetime Achievement Award, destinado a aquellas personas que a lo largo de su carrera “han demostrado una dedicación y un compromiso extraordinarios y han marcado una verdadera diferencia en la industria vitivinícola mundial”. Este reconocimiento conferido por el IWC se suma a una amplia lista de premios y condecoraciones que la primera mujer enóloga del país recibió a lo largo de su carrera.


Cuando no tomás vino ¿qué tomás?

Cerveza y jugos naturales.


¿Tu vino preferido de la bodega?

Todos; cada vino está relacionado con una ocasión especial, todos tienen su momento para ser los preferidos. 



¿Un adelanto de lo que se viene en la bodega?

Mucha innovación en blancos, y en tintos estamos probando alturas extremas.


¿Qué encuentra el consumidor cuando toma uno de tus vinos?

Elegancia y balance, vinos que tienen una personalidad muy definida.






Comentarios